Tres persones menjant aliments saludables

ALIMENTOS QUE REFUERZAN NUESTRAS DEFENSAS

El sistema inmunitario es nuestra red de protección natural contra las infecciones. Nos defiende de las bacterias, virus, hongos y parásitos que pueden causar enfermedades. Si bien hay muchos factores que influyen en su eficiencia, una dieta saludable es uno de los más importantes.

¿Qué alimentos nos ayudan a tener las defensas altas?

  1. Verduras y frutas: Son ricas en vitaminas, minerales y antioxidantes que protegen a nuestras células y refuerzan el sistema inmunitario. Destacan los cítricos (naranja, kiwi, limón), los pimientos rojos, las espinacas, el brécol y el tomate.
  2. Pescado azul: Es una fuente de ácidos grasos omega-3, que poseen propiedades antiinflamatorias y ayudan a regular la respuesta inmunitaria. El salmón, el atún, las sardinas y la caballa son buenas opciones.
  3. Legumbres: Son una buena fuente de proteína vegetal, fibra, zinc y hierro, nutrientes que contribuyen al buen funcionamiento del sistema inmunitario. Las lentejas, los garbanzos, las judías y las judías son ejemplos de alimentos de este grupo.
  4. Yogur natural: Contiene probióticos, bacterias beneficiosas que ayudan a mantener la flora intestinal saludable. Una flora intestinal equilibrada es importante para una buena respuesta inmunitaria.
  5. Frutos secos: Son ricos en vitamina E, un antioxidante que protege a las células del sistema inmunitario de los daños oxidativos. Las nueces, las almendras, las avellanas y los pistachos son ejemplos de frutos secos beneficiosos.

Cabe recordar, además, que la hidratación es esencial para el buen funcionamiento de todo el organismo, incluido el sistema inmunitario. Beber suficiente agua (unos 2 litros al día) ayuda a eliminar toxinas ya mantener las mucosas hidratadas, que son una barrera importante contra las infecciones.

3 consejos para una dieta saludable

  1. Consumir variedad dealimentos de todos los grupos, para asegurarnos de que ingerimos todos los nutrientes que nuestro cuerpo necesita para un buen funcionamiento. Cada grupo de alimentos aporta nutrientes específicos, por eso es importante consumirlos todos en proporciones adecuadas.
  2. Priorizar los alimentos frescos y de temporada, ya que conservan más nutrientes que los procesados o congelados. Además, consumir productos de temporada nos permite disfrutar de alimentos más sabrosos y sostenibles.
  3. Reducir el consumo de azúcares añadidos, grasas saturadas y alimentos procesados. Estos alimentos pueden tener un impacto negativo en nuestra salud, ya que se asocian a un mayor riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, diabetes y otros problemas de salud.

En resumen, con una dieta saludable y unos hábitos de vida equilibrados, podemos ayudar a reforzar nuestras defensas y prevenir las infecciones.

Si has encontrado interesante este artículo, en nuestro blog podrás encontrar muchos más consejos para cuidar tu salud y la de los tuyos. Además, podrás descubrir toda la gama deseguros de salud que ofrecemos, adaptadas a las necesidades de cada persona.

/ Blog / Tags: , ,
ES