Pubis femení amb una emoticona de tristesa per candidasi vaginal

CANDIDIASIS VAGINAL: QUÉ ES Y CÓMO TRATARLA

La candidiasis vaginal es una infección fúngica común que afecta a muchas mujeres en algún momento de sus vidas. Es causada por un crecimiento excesivo del hongo Candida, particularmente Candida albicans, en la vagina. Este hongo normalmente habita en pequeñas cantidades en el cuerpo humano, pero factores comunes tales como desequilibrios hormonales, antibióticos, diabetes o un sistema inmunológico debilitado pueden conducir a un sobrecrecimiento, resultando en una infección.

Síntomas de la candidiasis vaginal

Los síntomas de la candidiasis vaginal pueden variar de una persona a otra, pero los más comunes son:

  • Picor e irritación: Una sensación persistente de picor o irritación en torno a la vagina y los genitales.
  • Flujo vaginal anormal: Un flujo vaginal espeso, blanco y similar al requesón, a veces acompañado de olor a levadura.
  • Malestar durante la micción o las relaciones sexuales: Pueden producirse molestias durante la micción o las relaciones sexuales debido a la irritación e inflamación de los tejidos vaginales.
  • Enrojecimiento e inflamación: La zona vaginal puede parecer inflamada y enrojecida debido a la infección por el hongo.

Factores de riesgo

Algunos factores pueden aumentar el riesgo de desarrollar candidiasis vaginal, tales como:

  • Antibióticos: El uso de antibióticos puede alterar el balance natural de flora vaginal, con lo que se favorece el crecimiento excesivo de Candida.
  • Desequilibrios hormonales: Cambios hormonales durante el embarazo, la menstruación o la menopausia pueden predisponer a una candidiasis vaginal.
  • Diabetes: La diabetes no controlada puede elevar los niveles de azúcar en la vagina y hacerla más susceptible a las infecciones por levaduras.
  • Sistema inmunológico debilidad: Las personas con sistemas inmunológicos debilitados tienen un mayor riesgo de sufrir infecciones fúngicas.

Tratamiento

El tratamiento de la candidiasis vaginal generalmente consiste en el uso de antifúngicos, que pueden ser administrados en forma de cremas, óvulos vaginales o comprimidos orales.

Es importante consultar a un médico para obtener un diagnóstico adecuado y un tratamiento apropiado. También es importante seguir sus instrucciones y completar el tratamiento prescrito, incluso si los síntomas desaparecen antes, para prevenir recidivas.

Prevención

Algunas medidas que pueden ayudar a prevenir la candidiasis vaginal incluyen:

  • Evitar el uso excesivo de antibióticos si no son necesarios.
  • Mantener una buena higiene genital.
  • Utilizar ropa interior de algodón y evitar la ropa apretada.
  • Mantener los niveles de azúcar sanguíneo bajo control si se tiene diabetes.
  • Mantener una dieta equilibrada con bajos niveles de azúcares y levaduras.

 

En resumen, la candidiasis vaginal es una infección común pero molesta que debe ser tratada adecuadamente siguiendo los consejos del médico.

Es importante estar atento a los síntomas y buscar tratamiento si se sospecha de una infección, especialmente si la ha sufrido anteriormente en varias ocasiones.

Una combinación de tratamiento adecuado y medidas preventivas puede ayudar a evitar recidivas y mantener una vagina saludable.

 

Con una seguro de salud en Mutuacat, dispondrás de un amplio cuadro médico para controlar esta patología y otras muchas. También tendrás la posibilidad de libre elección en ginecología.

Y si has encontrado interesante esta información, puedes ir a nuestro blog Consejos de salud para encontrar interesantes recomendaciones para tu salud.

/ Blog / Tags: , ,
ES